En el día de hoy, cautiva y desarmada la sociedad española, ha alcanzado la organización socialista revolucionaria vasca de liberación nacional sus últimos objetivos políticos. La guerra ha terminado.

Este es el mensaje que ha comunicado la banda terrorista ETA este jueves, en el que habla de su disolución. Está escrito con un sentimiento de plena satisfacción, de orgullo por todo lo hecho y de gran optimismo por la consecución de sus objetivos, a los que no ha renunciado, ni tiene motivos para hacerlo. Es el parte del final de guerra de un bando victorioso. Todo en el comunicado es un insulto a la gente de bien, poca o mucha, la que quede en España.

ETA es ahora lo que ha sido siempre, y sus objetivos no han cambiado

Al mal hay que mirarlo a la cara. Y es lo que propongo hacer aquí. Vamos a adherirnos al texto de la ETA para darle contenido real a sus palabras. ETA es ahora lo que ha sido siempre, y sus objetivos no han cambiado. Su “militancia” da por terminados “el ciclo histórico y la función de la organización”, que ha llegado al final de su “trayectoria”. Son los medios que ha utilizado hasta el momento: el asesinato, el secuestro, el expolio, el terror que descendía hasta cada pueblo, hasta cada calle.

Han cumplido su función, la de luchar contra un “Estado jacobino”, y la de crear una conciencia entre los vascos de que son un pueblo distinto del resto de los españoles: “existe un pueblo vivo que quiere ser dueño de su futuro”. En el único detalle humano y educado del comunicado, la ETA le da las gracias al Partido Nacionalista Vasco por su contribución a este objetivo: “gracias al trabajo realizado en distintos ámbitos”. Hay un punto de la declaración, por cierto, que parece pactada con el PNV; ese en el que promete que la banda “no será más un agente que manifieste posiciones políticas, promueva iniciativas o interpele a otros actores”.

Detengámonos aquí un momento. Es preciso recordar que ya en 2011, ETA “renunció” a matar. Lo pongo entre comillas porque entonces, como ahora, la banda justificó sus crímenes y mantuvo incólumes los objetivos con los que los justificaban. Lo cual quiere decir que ni entonces ni ahora ha cambiado esencialmente nada. En las circunstancias propicias, la ETA volverá a recurrir a matar para conseguir lo que quiere. Mas lo cierto es que la decisión de la banda ha hecho que las circunstancias sean menos propicias para la vuelta al crimen político.

No es que no hubiese antes co ntestación social al terrorismo de ETA, pero ahora le costaría más a la banda volver a los charcos de sangre, en términos estrictamente mediáticos; es decir, democráticos. Y esa es la debilidad de ETA, que todos sus objetivos han de pasar por el filtro de la democracia española. Todo su programa político pasaba por condicionar el funcionamiento de las instituciones, la posición de los partidos políticos, el voto de los ciudadanos. Por eso siempre hemos podido derrotar a la banda por mucha sangre que derramase. Y por eso se detiene a agradecer al PNV su participación en su proyecto político.

Ese proyecto continúa. Lo explica el manifiesto diciendo que los asesinos y las asesinas “de ETA continúan con la lucha por una Euskal Herría unificada, independiente, socialista, euskaldún y no patriarcal”, que para matar con bombas lapa son muy valientes pero para sustraerse a la corrección política, no. Seguirán con la llama de ETA “en otros ámbitos”, es decir en la política.

Y llegamos a la clave del documento; la clave catalana. ETA interpele a España y a Francia (“los Estados”) y les dice que temen “la confrontación estrictamente política” y una “situación que provocaría una resolución integral del conflicto”. Es lo que más adelante la banda llama un “escenario democrático”. Y por si no ha quedado claro, se trata de “construir un proceso como pueblo”, gracias a la “activación popular” y “los acuerdos entre diferentes” (un nuevo guiño al PNV, y aquí también a Podemos) que materialice “el derecho a decidir” para “lograr el reconocimiento nacional”. Queda claro, ¿no?

Rajoy, Don Julián redivivo, busca la forma de reconducir la situación al cauce de donde nunca debió haber salido, que no es el de la legalidad sino el de los pactos políticos

El Estado, con el Rey a la cabeza, ha logrado parar el golpe de Estado en Cataluña. Rajoy, Don Julián redivivo, busca la forma de reconducir la situación al cauce de donde nunca debió haber salido, que no es el de la legalidad sino el de los pactos políticos. Ahora se le abre un segundo frente, el vasco, y ETA le pone en bandeja los términos para un gran acuerdo político, otra vez al margen de la ley y, sobre todo, al margen de la justicia.

Ahora ¿qué podemos esperar? ETA quiere blanquear su pasado y presentarse ante la sociedad como un actor democrático. La Iglesia vasca y navarra, uno de los actores políticos más abyectos de la reciente historia de España, ya se ha prestado. Tardó unos segundos en sacar un comunicado que daba cobertura, una vez más al grupo de asesinos vascos. Primero, porque hablaban estos católicos sin fe ni esperanza ni, desde luego, caridad, como vascos y navarros. Segundo, porque piden perdón para ellos para que el manto del perdón cubra también a los asesinos vascos. Tercero, porque estaba sincronizado con la declaración de ETA.

Vemos de nuevo al gobierno de Rajoy cediendo ante los enemigos de los españoles

El PSOE, que desconoce tanto la vergüenza como la legalidad española y la propia nación, y con él Podemos y otros, se apunta a tender un puente que pase por encima de las leyes, en nombre de la paz y del entendimiento. Una paz que no es justicia y sí un entendimiento con criminales. Precisamente porque son lo que son, es necesario vestir a los dirigentes etarras con trajes de hombres de Estado. De “hombres de paz”, como el Otegi imposible de José Luis Rodríguez Zapatero. Los medios de comunicación que hacen negocio con la destrucción del país, asumen por su parte el lenguaje triunfalista de la ETA y plantean cebar la organización con más objetivos cumplidos.

Por eso vivimos una lúgubre fiesta por el fin de ETA. Primero, porque ETA no desaparece, sino que pasa por una metamorfosis que le permite ocupar las instituciones y condicionar, desde ellas, la democracia, las leyes, la sociedad, los jueces, todo. Todo lo que le dejemos controlar. Luego, porque vemos de nuevo al gobierno de Rajoy cediendo ante los enemigos de los españoles. Y, en definitiva, porque vuelve a sacrificarse la justicia en la mesa de negociaciones de los políticos. Y nuestro nombre, el nombre de España, quedará manchado por este inmenso oprobio.


Si este artículo le ha parecido un contenido de calidad, puede ayudarnos a seguir trabajando para ofrecerle más y mejores piezas convirtiéndose en suscriptor voluntario de Disidentia haciendo clic en este banner:

9 COMENTARIOS

  1. “Y esa es la debilidad de ETA, que todos sus objetivos han de pasar por el filtro de la democracia española”

    Pues entonces está fácil, los pasamos por el filtro.

    ¿Por qué las fuerzas de seguridad del estado Español no han acabado con ETA en su momento¿

  2. Ese lúgubre comunicado forma parte de un guión.

    El desarrollo de ese guión , la hoja de ruta de nuestra rendición, que comenzó Zapatero y ha continuado Rajoy estáne en esas Actas de Loyola, que custodia la Henry Dunant y que se peuden pueblicar a instancia de parte, porque cada parte tiene copia.

    El ¿Estado? o sea PPSOE, PNV y ETA.Las teres patas de la mesa donde hacee la autopsia de España.

    La pregunta es si en el caso de que Ciudadanos/Rivera toquen Poder, es decir Estado, la pregunta (insisto) está en saber si cintinuarán con la frasa o no.

    Y lo primero para no continuar con ella es desenmascararla, presentarnos y hacer público el documento de la traición. Y yo creo que NO, que Ciudadanos se achantará y no la publicará. Ójala me equivoque, pero cómo el que calla otorga y hasta ahora ha callado, pues eso.

    un cordial saludo

    • Hoy escuché a Luis del Pino. No la “continuó Rajoy”. Rajoy ya estaba en el ajo con ZP desde los primeros minutos. Cuando organizaron aquella enorme manifestación en la plaza de Colón de Madrid con la Sra. San Gil para oponerse a la negociación con ETA. Actuaba y había “reparto” de papeles. La palabra de Mariano Rajoy Brey es venenosa. Empieza a sospecharse, que lo de Alemania, fue a propósito. No quiere que “Puchi” regrese. En fin si hay quíén sigue teniendo fe en este personaje. Allá él.
      Y don “Pasmao”, no se publicará, porque Riverita es parte del régimen. Para llegar a “Boss” en este régimen, cualquier cosa vale. Una vez conseguido: “Si te he visto, no me acuerdo”.

      • Ya se que Rivera es parte del régimen.

        Lo que pretendo es que haya alguien que plantee la pregunta, aunque sea por equivocación, para ver si se les abren los ojos a algunos.

        Yo se la dejo a cualquiera de VOX, sin copyright alguno, para que en el momento que sea menester se la lancen a Ciudadanos. Por ejemplo en ese programa de Luis del Pino, por el que suelen aparecer.

        Es posible que si está presente la periodista Isabel San Sebastian, Riverista de pro, le de un tembleque y un paralís tal que incluso deje que los otros tertuliano puedan hablar un poco.

        un muy cordial saludo

        • No es el único. Después de predicar el apocalipsis del “penta-partito” del Boss Mariano y asociados. El Sr. Jiménez Losantos aún tiene fe en esa cloaca, que siguen llamando democracia. También cree que Riverita es la solución. Cuando es evidente, que será parte también del problema. Como lo fue Mariano. Pero el que suscribe, en “el digital más influyente”, escribió lo mismo de Mariano. Parece que “Guerrero del Antifaz” fue el único que dijo, que no se fiaba lo más mínimo del personaje. Pero estaba Mariano o estaba el rey de las cloacas “Freddy el Químico”. Ambos probamos con lo menos malo. Al final Federico Jiménez Losantos ha acabado por hartarme. El cáncer no se cura con aspirinas. Parece que ha puesto tierra por medio con Pedro J., otro que sigue en los mismos vicios. Accionista (ex) y suscriptor. Si discrepas de la “línea” editorial, pues se censura y si se persiste en lo mismo, baneo. Hay gente, que se empeña en no aprender. Aunque en el caso de “Fede”, entiendo, que no se puede morder la mano que te da de comer (la Caixa). Ésa que pone su logotipo en los carnet de afiliado a Omniun
          Los de VOX aparecen por el programa de Del Pino, como van los de UPyD, que también existen. porque es al único sitio en que se les invita regularmente Ahora parece que hay una plataforma de izquierda española, que se está organizando. De todos modos Santiago Abascal no es un lider atractivo. Parece PP versión pre-mariana. El abogado Ortega Smith tiene mejor pinta de comunicador.
          Lo de Isabel San Sebastián la semana pasada, me hizo apagar la radio y continuar durmiendo. Aquí es una hora antes.

  3. Esta gentuza no se merece un minuto de mi vida pero desgraciadamente se ha llevado muchas vidas por delante y tuvo a un país años en vilo y como no dejan de ser unos viles cobardes siempre lo hicieron a cara cubierta, mientras los asesinados tenían nombres y apellidos.

    No me interesa esta farsa de encapuchados. Sólo me interesa todo el daño que han hecho a esos que sí tenían nombres y apellidos, a ellos y a sus familias les corresponderá el perdón pero a toda España le corresponde jamás olvidar a una pandilla de terroristas que deberían pudrirse entre rejas pero desgraciadamente algunos hasta tienen cargo en las instituciones y tengo la sensación que dentro de poco, habrá bastantes movimientos en las cárceles españolas para cambiar de habitación a más de uno de estos asesinos.

    Como dice el forero Jartazgo, todo es nauseabundo.

  4. Sí, momentos lúgubres “porque ETA no desaparece, sino que pasa por una metamorfosis que le permite ocupar las instituciones y condicionar, desde ellas, la democracia, las leyes, la sociedad, los jueces, todo.”

  5. Exactamente la lectura que yo hago, lejos de la victoria de la democracia (a qué democracia se están refiriendo?) es la victoria del terrorismo, sin paliativos. Y de sus cómplices los recogenueces, que nunca ponían las víctimas. Digo yo, qué estomago hay que tener para aguantar todo esto? Qué manera de tergiversar, traicionar, disimular que todo es y será una atroz componenda con sangre de niños, de jóvenes, de mujeres, todos inocentes, ninguno asesino, a favor de sus asesinos. Menos mal que el análisis del articulista coincide con el mío…si no es para volverse loco. Todo es mentira, todo está pactado, todo es nauseabundo. A más no poder.Ni olvido ni perdón.Por qué está libre Josu Ternera?

Comments are closed.