Asistimos a una guerra sin cuartel por el control de la información. Las redes cuentan a su favor con el volumen de usuarios, y el control en buena medida del pastel publicitario, que antes pertenecía en exclusiva a los diarios tradicionales. Por su parte, los medios de información convencionales tienen de su lado a la clase política y, en general, a los tecnócratas. Porque el monopolio de la información es un interés que comparten políticos y magnates de la prensa.

No es poca cosa tener como aliado al regulador, porque es quien determina las reglas del juego. Y muchas veces lo hace en contra de los deseos e intereses de los ciudadanos, argumentando que es por su bien. Así que soy de la opinión, con todas las prevenciones, que esta es una guerra perdida de antemano, no ya para las redes sociales, sino para la libertad en general……………………………..[CONTENIDO EXCLUSIVO MECENAS] 

SI ERES MECENAS de Disidentia y quieres acceder a este contenido en la comunidad de Disidentia en Patreon, haz clic en el siguiente título:

La redes sociales: el último espejismo de la libertad

SI NO ERES MECENAS de Disidentia y quieres acceder a este contenido, haz clic AQUÍ, accederás al contenido bloqueado. Desbloquéalo haciendo clic en la imagen del candado y, a continuación, sumándote a nuestra comunidad de mecenas.

¿Por qué ser mecenas de Disidentia? 

En Disidentia, el mecenazgo tiene como finalidad hacer crecer este medio. El mecenas permite generar los contenidos en abierto de Disidentia.com (más de 900 hasta la fecha). Y su apoyo tiene recompensas: post especiales como este y Podcast. 

En nuestra comunidad de mecenas encontrarás no sólo contenidos muy elaborados, también Grupos de Opinión, donde cada persona, resida donde resida, puede aportar sus ideas, trabajar con los demás y juntos construir mucho más que un medio. En definitiva, queremos reconstruir esa sociedad civil que la política y los partidos han arrasado.

Súmate a nuestra comunidad. Con muy poco harás mucho.

Muchas gracias.